Cultura y Sociedad

Unas inesperadas y revoltosas lluvias dejan en el interior de sus templos a las hermandades de la Vera Cruz y del Ecce-Homo en la tarde del Jueves Santo

Mientras que cientos de fieles han podido desfilar durante todo el tiempo que ha sido necesario ante los titulares del Ecce-Homo; la Hermandad de la Vera Cruz ha dejado en la calle a numerosas personas, bajo la lluvia, que querían rezar bajo sus imágenes. Un hecho que ha sido muy criticado

Costaleros de la Vera Cruz siguen la evolución de las nubes con sus móviles momentos previos a la suspensión de la procesión.

Un tiempo revoltoso, acompañado por una serie de tormentas de lluvias inesperadas, han impedido que esta tarde Ronda haya podido disfrutar de un gran Jueves Santo, como muchos esperaban, más teniendo en cuenta que las previsiones apuntaban a que a partir de las 18.00 horas no se producirían precipitaciones de agua. No ha sido así.

La primera afectada ha sido la Hermandad de la Vera Cruz, cuyos titulares se han tenido que quedar en el interior de la colegiata de Santa María la Mayor, ante una más que previsible tarde de lluvias, como finalmente ha ocurrido. Aunque solicitaron 30 minutos de retraso a la Agrupación de Hermandades y Cofradías para iniciar su estación de penitencia, finalmente las nubes cargadas de negro no le dejaron salir.

Ante esta situación la Hermandad decidió abrir las puertas de la colegiata de Santa María la Mayor durante unos instantes para que los fieles que se habían concentrado en las inmediaciones pudieran ver de cerca a sus titulares, aunque en un escaso margen de tiempo cerraron puertas sin ninguna contemplación ni explicación, dejando a cientos de personas en la calle bajo la intensa lluvia que caía en esos momentos. Un hecho que ha sido muy criticado por las personas que se quedaron fuera en una noche que no invitaba a estar a la intemperie.

Igualmente, varios periodistas rondeños han expresado su malestar con la Hermandad de la Vera Cruz ante las constantes dificultades con las que se encuentran todos los años para poder informar debidamente sobre la salida de esta cofradía. No es normal que cuando gran parte de Ronda está pendiente de los medios de comunicación para conocer si esta hermandad finalmente realizará su estación de penitencia por las inclemencias del tiempo, los informadores no tengan acceso al interior del templo para cumplir su labor.

Ecce-Homo, en casa pero arropado

Cosa muy distinta ha ocurrido a pocos metros de Santa María, en el santuario de María Auxiliadora, donde la Junta de Gobierno de la Hermandad de Nuestro Señor Ecce-Homo, Cristo de la Buena Muerte y Nuestra Señora del Buen Amor, ha realizado diferentes actos con la participación de las numerosas personas que se han concentrado en las inmediaciones de la plaza Duquesa de Parcent para rezar ante sus titulares.

Además de los honores que han dedicado los caballeros y damas de la Legión, se ha habilitado un pasillo, durante un largo periodo de tiempo para que todas las personas pudiesen dedicar sus oraciones a sus titulares.

Eso sí es cuidar la Semana Santa de Ronda, aunque el tiempo no acompañe.

La lluvia lo ha impedido, otro año será.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*

doce − 10 =