Ronda

La Policía Local retoma los controles de alcoholemia, velocidad y de paseo de mascotas en las calles rondeñas

También se va a vigilar que se respeten las medidas en los establecimientos de la ciudad para que se cumpla que el aforo no supere el 75% en las barras de los comercios de hostelería o que las mesas estén a metro y medio de distancia

La Policía local realizó anoche distintos controles de alcoholemia en Ronda.

El delegado municipal de Seguridad Ciudadana, Juan Carlos González, ha señalado que no se va a rebajar la vigilancia de los cuerpos de seguridad de la ciudad para que todos los ciudadanos cumplan con las obligaciones derivadas de las medidas sanitarias y de seguridad establecidas para evitar la propagación del contagio o la infección por la COVID-19.

El concejal ha señalado que el balance general por ahora del comportamiento de los rondeños es excelente y la gran mayoría está cumpliendo con todas las normas lo que se refleja en que llevemos casi un mes sin presencia de la enfermedad en el Hospital de la Serranía. Con todo, ha añadido el edil, no podemos confiarnos y seguir estando muy vigilantes para evitar posibles rebrotes.

Por ello se están llevando controles exhaustivos por parte de la Policía Local de vigilancia de las medidas sanitarias, como el uso de mascarillas para todos los mayores de seis años, cuando no se pueda mantener la distancia de seguridad con otras personas o no puedan llevarla por motivos de salud. Estos controles se seguirán realizando también en colaboración con otros cuerpos de seguridad como Policía Nacional o Guardia Civil. De hecho, González ha anunciado que las personas que acudan al zoco del domingo no podrán acceder a no ser que lleven puesto y correctamente este elemento de seguridad. Para ello, en la entrada principal la Policía Local y Protección Civil habrá un control para que, quien no lleve mascarilla, no pueda acceder al recinto.

También va a controlarse que se respeten las medidas en los establecimientos de la ciudad para que se cumpla que el aforo no supere el 75% en las barras de los comercios de hostelería o que las mesas estén a metro y medio de distancia, junto a la limpieza frecuente del local, el uso de servilleteros desechables, evitar las cartas de uso común y que los trabajadores de los locales con servicio al público lleven la mascarilla. El concejal ha recordado que no cumplir la normativa podría suponer sanciones económicas de cien euros.

A todo ello hay que sumar que, con la finalización del estado de alarma, se retoman los controles de alcoholemia en las zonas de ocio de la ciudad. Ayer mismo se realizó el primero a 25 personas que dieron negativo en todos los casos. También habrá controles de velocidad y de la normativa que obliga a los dueños de mascotas a recoger las deposiciones de sus animales y llevar elementos de limpieza y desinfección de los excrementos.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*