Comarca

Oasis en el interior

La oferta en ríos y pantanos se convierte en una alternativa mucho más barata que la ofrecida en los tradicionales destinos de sol y playa de la provincia malagueña.

Verano y playa están ineludiblemente unidos, al igual que tomar el sol y los baños con la costa. No obstante, son muchos los que optan por las llamadas playas de interior, mucho menos concurridas y en la mayoría de los casos con precios mucho más asequibles para los alojamientos y comidas.

Los ejemplos en el interior la provincia de Málaga son muchos. Ríos, lagos y pantanos son los elegidos por estos turistas de verano que se alejan del sol y la playa. En la Serranía de Ronda son diversos los puntos de baño que se pueden encontrar, con aguas cristalinas y paisajes naturales de gran belleza que todavía, en pleno verano, muestran el verde de sus bosques. Uno de estos ejemplos lo encontramos a las puertas de la Cueva del Gato, situada en el término municipal de Benaoján junto a la carretera que une con Ronda.

Allí las puras aguas del complejo Hundidero-Gato salen al exterior formando varios lagos que se convierten en punto de encuentro a decenas de bañistas, que transforman este paraje natural en un pequeño oasis en mitad de la Serranía de Ronda y el propio parque Sierra de Grazalema. Eso sí, los bañistas tienen que echar valor para adentrarse en sus frías aguas. No obstante, muchos valoran este aspecto, al considerar que refresca mucho más del calor que otras aguas con temperaturas más elevadas.

Por otra parte, el río Genal cuenta con varios campings a los largo de su discurrir por su apreciado valle, teniendo todos distintas pozas acondicionadas para el baño y la práctica de deportes de aventura, en especial, en descenso de cañones. Es la cañada del Infierno, situada en Júzcar, una de las más conocidas y demandas en la zona.

Dejando la Serranía de Ronda, la comarca del Guadalteba presenta una de las más amplias ofertas para el verano, con sus pantanos convertidos en las auténticas playas del interior. Muchos no dudan en acudir con sus propios barcos y practicar diferentes modalidades de vela. De igual modo, también se frecuente la práctica de otras actividades como el piragüismo o las actividades náuticos con hidropedales.

Los amantes del senderismo también pueden tener una recompensa especial si deciden conocer el cañón de Las Buitretas. Imagen natural difícil de igualar, aunque en este caso únicamente se puede tomar un chapuzón, al ser una reserva natural que no tiene zona atención para visitantes y tampoco está permitida la acampada.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*

uno × uno =