Ronda

Prohíben el acceso de vehículos al Parque Periurbano

El objetivo de esta medida es evitar incendios, vertidos de escombros y la venta clandestina de piñones

Entrada al Parque Periurbano.

El objetivo de esta medida es evitar incendios, vertidos de escombros y la venta clandestina de piñones

El parque periurbano de la Dehesa quedará cerrado para el acceso con vehículos a motor. La drástica medida fue anunciada ayer por el delegado municipal de Medio Ambiente, Rafael Flores. En la práctica esta media supondrá casi el cierre del mismo durante el verano, al tratarse de un espacio natural de complicado acceso a pie, debido a que se encuentra en los exteriores de la ciudad. De este modo, únicamente se podrá estacionar en el pequeño aparcamiento que se encuentra a la entrada de este paraje natural cerca del Centro de Defensa Forestal de la Serranía de Ronda (CEDEFO). Desde este punto sólo se podrá entrar andando al interior del espacio natural protegido.

La medida persigue evitar el riesgo de incendios que se produce en verano por el paso de vehículos por las pistas forestales en la zona, que se convierten en un potencial causante de fuegos debido a la sequedad del terreno y del abundante pasto en la zona. Además, tampoco se podrán encender hogueras en el interior de recinto, ni siquiera en las áreas recreativas que se encuentran habilitadas para ello.

Según explicó el responsable de Medio Ambiente, serán los agentes locales de la Patrulla Verde los encargados de hacer cumplir la normativa, aunque los carriles serán cortados con la colocación de cadenas para evitar la entrada de vehículos a motor.

Por otra parte, el cierre de las entradas también supondrán poder efectuar un mayor control sobre el vertido ilegal de escombros, que se ha convertido en un quebradero de cabeza para los responsable de Medio Ambiente, ante aquellos que evitan de este modo tener que depositar los restos de obras en el centro de reciclaje previo pago de su correspondiente importe en función de los kilos entregados.

De igual modo, también se espera poder ejercer un mayor control sobre las piñas de este pinar, que son objeto de expolio y suponen una importante pérdida económica para las arcas municipales. Este producto es cada año comercializado y sus piñas son sacadas a subasta entre las empresas de este sector. El elevado valor de mercado hace que sean un objeto deseado para aquellos que se dedicar a su comercialización clandestina de sus apreciados piñones, que alcanza un elevado precio en el mercado.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*

cuatro × 5 =