Ronda

Endesa deja a cientos de vecinos de San Francisco sin suministro eléctrico durante casi ocho horas en el día más caluroso del año

Operarios de Voltasur han estado renovando durante todo el día equipos de una de las casetas de transformación situadas en la barriada, por lo que se ha interrumpido el servicio con el consiguiente perjuicio para los usuarios que han mostrado sus quejas

Los trabajos de renovación de equipos se han realizado en una caseta de transformación de la urbanización de San Francisco.

La compañía energética Endesa ha dejado este jueves, el día más caluroso del año, sin suministro eléctrico durante casi ocho horas a cientos de vecinos de la barriada de San Francisco, sobre todo los residentes en la zona sur, al realizar unos trabajos de sustitución de equipos en uno de sus transformadores, lo que ha generado una gran indignación entre los usuarios, ya que aseguran que la información del corte ha llegado tarde y mal.

Concretamente, muchos de estos vecinos conocieron en la tarde de ayer, a pocas horas de la interrupción eléctrica, de estos trabajos e incluso muchos de ellos se han enterado esta misma mañana. Además, en el listado de las zonas que iban a verse afectadas, no estaba incluida la calle Federico García Lorca, que también ha sufrido este inesperado “apagón”.

La interrupción del suministro eléctrico se ha iniciado a las 10.00 horas, cuando operarios de la empresa Voltasur, que trabaja para Ensdesa, iniciaron la sustitución de unos equipos en la caseta de transformación situada en la calle Historiador Rivera Valenzuela. Durante todas las horas de más calor se han mantenido estas labores hasta que finalmente, a las 17.38 horas, ha regresado la luz a los hogares y comercios.

Protestas

Entre las zonas que han sufrido este corte están las urbanizaciones del Mirador de Santa Ana y de San Francisco, Partido del Tajo, Partido Rural de Rosalejo, Partido La Indiana, Partido Los Morales, Partido de Los Molinos, Partido de La Sijuela, calle Prado Nuevo y otros espacios de la barriada de San Francisco y alrededores.

Las protestas de los usuarios se han centrado en la poca información que han recibido al respecto, teniendo en cuenta de las altas temperaturas del día y que los alimentos se encuentran almacenados en los congeladores, que durante ocho horas han dejado de funcionar. Igualmente muchos vecinos, ante la imposibilidad de cocinar en sus vitrocerámicas eléctricas, han tenido que acudir a bares y restaurantes para poder almorzar.

Además, también muchos profesionales que trabajan desde sus domicilios han perdido toda la jornada, ante la imposibilidad de poder operar y realizar gestiones desde sus ordenadores.

Ello ha provocado que se hayan presentado reclamaciones a Endesa, por los daños y perjuicios ocasionados. Hay que tener en cuenta que no se ha tratado de una avería inesperada, sino de una sustitución de equipos programada.

Mientras, la compañía eléctrica se defiende señalando que el corte estaba programado para la mejora de las redes y que se había anunciado a través de los periódicos y con notificaciones en las calles (pero no de forma directa a los usuarios afectados).

35 grados a la sombra y sin luz

Lo cierto es que hoy, con temperaturas que han alcanzado hasta 35 grados a la sombra en algunos momentos del día, era la ocasión menos apropiada para dejar a cientos de rondeños sin suministro eléctrico. No funcionaban ni los aires acondicionados ni los ventiladores, ni las neveras: No funcionada nada para refrescase del calor.

Quien programa estas actuaciones, debería analizarlas con más detenimiento.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*

1 + seis =