Opinión

Diario de Rodán/Elegía (Francisco Javier García)

He visto a tus hijos proclamar en tu nombre
Rodán, descreídos y escépticos
y locos de racionalidad sintieron el abismo
que afirmaron y que negaron tres veces
por el que sedujeron y fueron seducidos
que imprecaron, idólatras posesos
que abjuraron heréticos sobre la eternidad
y que fueron creídos
apóstatas nihilistas que oficiaron el credo
y negaron tres veces en sus habitaciones
que llevaron el verbo, perjuros
y lúcidos abominaron en los almohadones
y entre los cielorrasos de tus tierras patrias
e inyectaron el dogma, iconoclastas pérfidos
que besaron infectos tu rostro delatado
por el que bendijeron y fueron bendecidos
que negaron tu nombre desde la eternidad
y que fueron creídos
apologistas sórdidos que invocaron tu nombre
por el que maldijeron y fueron maldecidos
y locos de racionalidad sintieron el infierno
que afirmaron y que negaron tres veces
que auspiciaron tu reino, eclécticos
que vomitaron mórbidos en las habitaciones
y entre las antesalas que prejuzgan tu reino
y fueron arrojados por la espada y el fuego
que inscribieron infundios contra la eternidad
y que fueron creídos
prosélitos abyectos que elevaron el credo
y locos de racionalidad siguieron tu evangelio
que afirmaron y que negaron tres veces
por el que persiguieron y fueron perseguidos
y aborrecieron sórdidos las columnas del templo
que azotaron coléricos el sacro testamento
que execraron, impolutos y locos de racionalidad
besaron tus mejillas, heterodoxos cínicos
y ungidos clamaron ex profeso
que firmaron libelos para la eternidad
y que fueron creídos
apóstoles confesos que irradiaron el verbo
y locos de racionalidad sintieron el abismo
que afirmaron y que negaron tres veces
por el que padecieron y fueron padecidos
y levitaron públicos sobre blancas paredes
proféticos e impúdicos desataron el dogma
que ocultaron y doctos y confesos
denunciaron tu nombre sobre la eternidad
cavilosos coléricos que impusieron las manos
y que fueron creídos
místicos profesos que bebieron tu fuero
y locos de racionalidad temieron el abismo
que afirmaron y que negaron tres veces
por el que calumniaron y fueron calumniados
y ecuánimes conversos difamaron el credo
y fueron promulgados titulados eméritos
que publicaron textos contra la eternidad
por los que concibieron y fueron concebidos
y que fueron creídos


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*

cuatro × 3 =