Cultura y Sociedad

2019, el ‘Año de la Luna’

Este mes de julio de 2019, en la madrugada del 20 al 21, se habrán cumplido exactamente 50 años de aquella gesta impresionante de la Humanidad, que fue poner los pies en la Luna de dos de sus congéneres o especímenes.

Los tres astronautas del Apolo 11, de izquierda a derecha, Armstrong, Collins y Aldrin.

No he sobreexpuesto ni sobreestimado la hazaña, ni he tratado de adjudicar a todos el éxito que sólo fue de unos pocos. Hay hitos en la Historia, que sobrepasan al país, la empresa o las personas que lo llevan a cabo. Compárese por un momento, y guardando las distancias (nunca mejor dicho), aunque tal vez no las dificultades, con el descubrimiento de América, por Cristóbal Colón, con tecnología, dinero y recursos humanos españoles, en 1492. Usted mismo, querido lector, podrá darse cuenta hasta qué punto nos superan ciertas proezas.

Se me ocurre meter en este momento una “cuña” con cierto matiz humorístico, crítico, atrevido o como ustedes quieran. Y es que espero que, así como Colón murió sin saber que había llegado a un nuevo continente (sino a la India), Armstrong muriera convencido de que había pisado la Luna, y no ninguna otra cosa rara.

Bromas aparte vamos a continuar con esta interesante contienda, pacífica, pero atrevida. Y lo haré con una serie de datos históricos, técnicos y humanos para los que, lógicamente, me he tenido que documentar, pero que considero muy importantes a tener en cuenta y en nuestros archivos:

Ocurrió dentro de la Misión Apolo de la NSA y, exactamente, fue el Apolo 11 el del primer alunizaje.

Roca de unas 2,5 pulgadas de larga, en la superficie polvorienta de la Luna (Apollo 11).
Roca de unas 2,5 pulgadas de larga, en la superficie polvorienta de la Luna (Apollo 11).

RESUMEN DE LA GESTA

Fue lanzado el 16 de julio de 1969, a las 13:32:00 UTC, impulsado por un cohete Saturno V, desde el Centro Espacial John F. Kennedy.

El cohete portaba un Módulo de Mando (30.320 kg), dentro del cual viajaron tres astronautas hasta la órbita lunar, y de regreso a la Tierra.

Estos tres astronautas eran: Neil Armstrong, Buzz Aldrin y Michael Collins.

El Módulo Lunar (Eagle) (16.448Kg), sirvió para transportar a Armstrong y Aldrin desde la órbita a la superficie lunar, viceversa.

El alunizaje de dicho módulo, se produjo el 20 de julio de 1969, a las 20:17:40 UTC, en el llamado Mar de la Tranquilidad, y permaneció allí durante 21 horas, 36 minutos y 20 segundos.

Armstrong fue el primero en poner el pie en la superficie lunar, al día siguiente en la Tierra (21 a las 02:56 UTC), y poco después le siguió Aldrin, cubriendo entre los dos 2 horas, 31 minutos y 40 segundos de “paseo” lunar, durante el que recogieron 21,55 kg de muestras lunares.

El Modulo de Mando permaneció en órbita lunar un tiempo de 59 horas, 30 minutos y 25,79 segundos exactamente, gran parte de dicho tiempo con un solo inquilino (Collins), el más solitario humano que jamás haya existido.

El amerizaje en la Tierra ocurrió en el Océano Pacífico, a unos 1.500 kilómetros al sudoeste de las islas Hawái, el 24 de julio de 1960,  las 16:50:35 UTC, cuando la misión había completado un tiempo total de 8 días, 3 horas, 18 minutos y 35 segundos.

Pueden ver la retransmisión original de la NASA del paseo lunar de Armstrong y Aldrin en la siguiente dirección (URL): https://youtu.be/v5u9GU20hvE

Amerizaje en el Pacífico de la cápsula de regreso del Apolo 11.
Amerizaje en el Pacífico de la cápsula de regreso del Apolo 11.

MI OPINIÓN EN POESÍA

“La conquista de la Luna”

Del pasado siglo veinte

en su década sesenta,

grandes gestas ocurrieron

según las crónicas cuentan.

 

Me refiero a los avances

en los vuelos espaciales

de dos países gigantes:

Grandes potencias mundiales.

 

La URSS y Estados Unidos,

la llamada “Guerra Fría”

mantienen durante años:

Un pulso en tecnología.

 

Y aunque parezca llevar

en ello la voz cantante

la URSS. Estados Unidos

no se amilana un instante.

 

Mientras soviéticos ponen

una perra en el espacio,

estadounidenses logran

más bien algunos fracasos.

 

Y de amor propio dolidos

(por él aguijoneados),

la carne en el asador

han puesto desesperados.

 

Y en este caso la carne,

de fortuna es sinónimo:

Entiéndase de dinero

del contribuyente anónimo.

 

Sabedor del gran poder

que tiene este vil metal,

el presidente Kennedy,

casi un ultimátum da.

 

“Será en esta misma década

cuando debemos lograr

poner nuestro pie en la Luna.

Sanos y salvos regresar”.

 

Tras éxitos y fracasos

Después de varios proyectos,

Armstrong la sentencia cumple:

Sus pies en la Luna ha puesto,

 

como todos conocemos,

al tiempo que recitaba

su famosísima frase,

desde Tierra preparada.

 

“Pequeño paso de un hombre,

gran salto en la Humanidad”.

Palabras que han sido escritas

Ya para la eternidad .

 

Y no dejemos la gloria

para Armstrong toda ella:

Aldrin también le acompaña,

mientras Collins les espera

 

girando en torno a la Luna

(el más solitario humano),

resignado en su misión:

también el más olvidado.

 

Al fin los tres se reúnen.

El retorno ya está en marcha.

La misión ha sido un éxito.

De regreso están en casa.

 

Así es como ocurrió

esta historia singular.

Hay quien lo ve de otra forma:

Libres somos de dudar.

 

Y HABLANDO DE LA LUNA

El próximo día 16 de este mes de julio, podremos disfrutar de un eclipse parcial de Luna, a una hora muy apropiada. Sin meternos en profundidad ni detalles específicos, por esta vez, sólo indicar que el comienzo del eclipse parcial tendrá lugar al filo de las 10 de la noche. Su máximo (66 %), alrededor de las 11:30, y su final como parcial, cuando sea ya la 1 de la madrugada del día 17.

 

ENCUESTA 50 ANIVERSARIO

En este 2019, se cumplen 50 años de aquel 20 de julio de 1969, en que el Apolo 11 puso sus patas en la superficie lunar, y el ser humano (Neil Armstrong) puso sus pies, por primera vez en la Historia, sobre la superficie de un astro distinto de la Tierra (la Luna), al tiempo que pronunciaba la famosa frase: “Este es un pequeño pasa para un hombre, pero un gran salto para la humanidad”.

Los que tienen hoy menos de 50 años no vivieron aquella aventura, pero casi todos ellos habrán escuchado, leído o estudiado algo o mucho de la misma.

A todos, pedimos su experiencia, opinión o parecer (personal o transferida) sobre el citado evento.

Es algo que queremos conocer (y tal vez publicar en su momento), por lo que agradeceríamos su valiosa colaboración, enviando la suya a:

Rellene y envíe el siguiente formulario al email arriba indicado. O bien, utilice el siguiente enlace, que no necesita utilizar email:

https://forms.gle/pD1fqiE7rX86zqw68

Gracias.

  • Opcional: (Identifíquese hasta donde crea conveniente)
  • Género: (Hombre / Mujer)
  • Edad: (años)
  • Formación: (Primaria / Bachiller / Universitaria)
  • Ubicación: (Campo / Pueblo / Ciudad / Capital)
  • ¿Lo vivió?
    • Si – ¿Recuerda dónde y qué estaba haciendo ese día?
    • No – ¿Cómo lo supo? (Estudios / Lecturas / Familiares / Amigos / Conocidos, …)
  • Impresión personal: (Esto es lo más importante)

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*