Cultura y Sociedad

Innova tus inversiones: ETFs la nueva estrella de los negocios modernos

Un ETF o, lo que es igual Exchange Traded Fund, es un fondo en el cual un accionista o inversionista invierte para buscar una ganancia a futuro, como es el caso de la mayoría de los activos de inversión. El Standard and Poors 500 (S&P 500) nació de este tipo de inversiones. Hoy en día, este índice se convirtió en el uno de los índices bursátiles más importantes del mundo.

Harry Markowitz, un inversionista, fue uno de los fundadores de este tipo de inversión. Para el año 1993, un nuevo modelo ya había nacido y para 1996, se había extendido a todo el mundo.

¿Cómo funcionan los ETFs y cómo puedo invertir en uno?

Una inversión a futuro es uno de los más redituables movimientos financieros que puedes hacer. Una empresa prometedora, recién nacida, por lo general, emite un ETF por medio del cual otorga derechos a quienes inviertan en las acciones de la empresa. Financian así un proyecto que, vencido el contrato, la empresa cancelará a sus correspondientes inversores.

Este método es usado hoy en día por la mayoría de los inversores que buscan invertir en una empresa que se pueda convertir en la siguiente multinacional exitosa. El mercado de la tecnología, en especial, la inteligencia artificial es uno de los mayores exponentes de industrias nacientes más financiadas en el S&P 500.

Para invertir en estos fondos, no es necesario tener un doctorado en economía, simplemente deberás saber elegir. Existen varios instrumentos en los que puedes invertir tu dinero en futuros financieros; ejemplo de ellos está el propio Standard and Poors, donde podrás escoger, en América, los ETFs más exitosos en los cuales invertir. Además, los bancos y mercados de valores del mundo también ofrecen excelentes ofertas de ETF en las cuales invertir.

¿Cómo invertir en la mejor ETF del mercado?

Antes de invertir, debes tener un buen entendimiento de que son los ETF y cómo funcionan. Luego, debes saber que tendrás que elegir entre distintas variables; el tiempo, las tasas, la inflación. Invertir en ETF es, en parte, jugar a ciegas en un mercado que, se sabe, es muy cambiante. Lo más interesante del mercado de valores y los fondos de inversión, es que te ofrecen un rendimiento variable. Por ejemplo, el S&P 500 ofrece un 10%, lo que para muchos puede llegar a ser algo bajo.

Sin embargo, el instrumento es sin duda el mejor en este tipo de transacciones. Las acciones que compres aquí estarán bien respaldadas en empresas que, por lo general, alcanzan el éxito.

Invertir en ETF significa invertir cantidades pequeñas, debido a que, en un principio, las acciones que compres no tendrán demasiado valor. Ahora, mientras más prometedora sea la industria, mejor te irá en este negocio. Si quieres iniciar, lo mejor será que lo hagas de esta manera. Para invertir en un mercado a largo plazo, debes evaluar bien la tasa de crecimiento proyectada por la empresa, conocer de que se trata el negocio y, de ser posible, conocer a los fundadores de la misma.

Conocer a fondo los riesgos de una inversión significará que no perderás tu dinero, sobre todo si se trata de algo tan volátil como estos fondos.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*

4 − 1 =