Ronda

El Juzgado abre diligencias previas por un presunto delito de prevaricación contra Valdenebro, Márquez y Barriga, quienes tendrán que declarar como imputados

El propietario de la Casa del Rey Moro los denunció por decretar el cierre del monumento sin ningún tipo de justificación técnica, por lo que tendrán que comparecer ante la titular del Juzgado número 2 de Ronda el día 12 de marzo en calidad de investigados

La alcaldesa tendrá que volver a los tribunales, no por el ‘caso Boda’, sino por el ‘caso Rey Moro’.

La titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Ronda ha aceptado a trámite y ha abierto las diligencias previas sobre la denuncia que un empresario interpuso contra la alcaldesa, Teresa Valdenebro (PSOE), el delegado municipal de Urbanismo, Francisco Márquez (PSOE), la concejal de Turismo, Isabel Barriga (PA), y el arquitecto municipal del Ayuntamiento, Sebastián Naranjo, por un presunto delito de prevaricación.

Todos ellos tendrán que acudir en calidad de investigados (imputados) el próximo 12 de marzo a este Juzgado para prestar declaración sobre los hechos que se les imputan.

El propietario de la histórica Casa del Rey Moro, el empresario alemán Jhoen Knie, interpuso en marzo de 2018 una denuncia en el Juzgado de Ronda por un presunto delito de prevaricación contra la alcaldesa, Teresa Valdenebro (PSOE), y contra los concejales del equipo de Gobierno: el delegado municipal de Urbanismo, Paco Márquez (PSOE), y la delegada municipal de Turismo, Isabel Barriga (PA), así contra el arquitecto municipal.

En un comunicado que remitió por aquellos días la empresa se indicaba que “en vista del anuncio de cierre por deterioro y peligro del conjunto monumental por orden municipal, realizado el pasado lunes en rueda de prensa por el delegado municipal de Obras y Urbanismo, la empresa propietaria de la Casa del Rey Moro en Ronda presentará una denuncia por prevaricación, por la vía penal”, contra los cargos públicos citados anteriormente. Denuncia que finalmente se tramitó.

Según afirma la propiedad la denuncia “se apoya en la gratuidad de dicho anuncio, que los responsables municipales atribuyen a un escrito de denuncia presentado en su día por un particular y contra el que existe en manos del propio Ayuntamiento un informe pericial sobre condiciones de seguridad realizado por un ingeniero de Edificación colegiado, que sin embargo el Consistorio no menciona”.

El concejal de Urbanismo informó por aquellos días que el Ayuntamiento había abierto un expediente sancionador contra la propiedad y que se decretará el cierre de La Mina y de los jardines de la Casa del Rey Moro, debido a que sus dueños no han realizado los trabajos de mantenimiento y conservación del inmueble, a los que estaban obligados. El edil afirmó que en 2013 se otorgó una licencia de consolidación de la Casa del Rey Moro y dos años más tarde, una prórroga de la misma. En septiembre de 2017 se entiende caducada la licencia ya que los técnicos evidencian que las actuaciones en el inmueble no llegaban ni al 3% de lo que se solicitaba. Por ello se actuará administrativamente contra propiedad.

Jhoen Knie dijo que no tuvo comunicación oficial de este expediente sancionador y que se había enterado del mismo por los medios de comunicación, “cosa que no comprendo”. Además expresó que en el informe elaborado por el ingeniero, y que ha sido visado, se expresa que existe ningún peligro en las instalaciones.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*