Ronda

Preocupación en el Virgen de la Paz por la aparición de sarpullidos en varios alumnos

La causa podría ser la masiva presencia de pulgones en los árboles del patio, aunque aún no se ha confirmado este extremo

Un grupo de padres espera la salida de los pequeños a las puertas del colegio.

Durante los últimos días, los padres del Colegio Virgen de la Paz han mostrado su preocupación por la aparición de pequeñas picaduras o sarpullidos en la piel de algunos de los alumnos del centro, según pudo saber ayer este periódico.

Al detectarse los hechos se procedió a informar a los responsables de la Junta de Andalucía y también al Ayuntamiento de Ronda, y tanto técnicos de la Salud de la Junta como del propio Consistorio rondeño han realizado varias visitas al centro. Al parecer, fue la necesidad de uno de los pequeños de acudir al médico la que terminó generando una mayor preocupación y haciendo que se diese cuenta a Sanidad.

En este sentido, el delegado municipal de Educación, Fernando Corrales, reconoció la existencia de un escrito por parte de los responsables del colegio en el que se informaba sobre las presuntas picaduras a algunos pequeños y su posible relación con los árboles que existen en el mismo. No obstante, desde Educación insistieron en señalar que “no está probada dicha relación”, aunque sí que se detectó una presencia importante de pulgones, por lo que se ha tomado la decisión de realizar una fumigación. Tampoco se descarta que los pájaros hayan podido transportar algún piojuelo. Eso sí, la necesidad de dejar actuar el producto y que en 48 horas no se aproximen pequeños a los árboles obliga a que los trabajos se tengan que posponer hasta este próximo fin de semana.

A pesar de haberse decidido realizar la fumigación, desde Educación no terminan de tener claro que la procedencia de las presuntas picaduras puedan ser esos pulgones, ya que los casos de pequeños afectados se concentran en su gran mayoría en una de las clases de Infantil, aunque también existen casos aislados de otros alumnos y de personal del centro.

Por ello, no descartan realizar otro de tipo de gestiones para tratar de localizar una posible causa diferente, si tras el tratamiento de los árboles persiste el problema entre el alumnado.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pedimos la "MÁXIMA" corrección y respeto en tus opiniones para con los demás

*